martes, 25 de noviembre de 2008

SWEENEY TODD: EL BARBERO DIABÓLICO DE LA CALLE FLEET

<

Estamos en el Teatro Español una noche otoñal. Una vez sentados en la butaca, de repente, nos trasladamos a una calle de Londres, un Londres decimonónico y lleno de niebla. Un hombre vuelve a su casa después de un largo exilio. Está lleno de venganza y dolor: un juez prepotente lo mandó lejos para quedarse con su bella mujer. Nuestro hombre, un humilde barbero, ha estado muchos años alejado de su esposa y de su hija pequeña. Ahora, al volver a su casa, la nueva inquilina, Mrs. Lovett, que malvive vendiendo pastelillos de carne, le cuenta que su mujer se envenenó y que su hija vive con el malvado juez, quien ejerce como su tutor. Sweeney Todd reabre la barbería y vive alimentado por la idea de vengarse del juez. De manera inesperada, encuentra con Mrs. Lovett una manera de mejorar la situación económica: ella ya no tendrá que preocuparse de los pastelillos de gatos que vende la competencia, pues ha encontrado otra materia prima de gran calidad...

Swneey Todd tiene su origen en una leyenda popular que se convirtió en novela de entregas, y pasó después a ser representada en los teatros llamados "Blood tubs" ("bañeras de sangre"), herencia del "Grand guignol" francés. Era éste una especie de teatro "gore", terrorífico y sangriento. El dramaturgo y actor inglés Cristopher Bond modificó el guión en torno al tema de la venganza; Stephen Sondheim, el famoso compositor de Broadway, fue quien convirtió la obra en el actual musical, que se estrenó en Broadway en 1979 con Angela Lansbury como protagonista.
Mario Gas dirigió una exitosa versión en catalán en 1995 en el Centre Dramàtic de la Generalitat. Recibió numerosísimos premios: Premio de la Crítica al Mejor Espectáculo Musical, al Mejor Director y a la Dirección Musical; Vicky Peña recibió por su interpretación el Premio Vila,el de la Crítica de Barcelona, el Margarita Xirgu y el de la Unión de Actores... entre otros. Por la reposición en Madrid ( Teatro Albéniz) y Barcelona (Teatro Apolo) en castellano en 1997 obtuvo cuatro premios Max.
Lo cierto es que la obra te pega a la butaca (a pesar de lo incómodas que son). Algunos dúos son verdaderamente emocionantes (Anthony y Johana); los coros, sobrecogedores, y la interpretación de Vicky Peña, apabullante. Un humor negro-no podía ser de otra manera- adereza una obra atravesada por el aullido de un hombre contra el abuso de poder.
Al salir, no puedo evitar mirar hacia los lados con cierta desconfianza: no sea que, sin querer, en lugar de la plaza de Santa Ana, al otro lado del pasillo, me encuentre en la terrorífica calle Fleet.

5 comentarios:

  1. Anónimo18:57

    Ola a todos, me entere de al existencia de estar obra por la pelicula de Tim Burton (fantastico director por cierto),y deseo ir a verla. Debe de ser muy distinta a la pelicula, ya que ver como degüellan a una persona no es lo mismo en una pelicula que en un teatro jeje. De todas maneras estoy deseando ir a verla, uff otra cosa es sacar tiempo suficiente para poder ir jeje, bueno espero que añadais algun comentario para saber si merece realmente la pena. Gracias saluditos de Nieves

    ResponderEliminar
  2. Hola, Nieves. Sí que merece la pena. Si puedes ir entre semana, mejor, pues martes y miércoles hay descuentos del 25%. También hay ofertas inesperadas en www.taquillaultimominuto.com. De cualquier forma, si quieres ir en fin de semana hay entradas desde 6 euros (Creo que merece la pena gastarse un poco más, por 16 euros tienes entradas decentes). Es un musical "de verdad", con todos mis respetos a los musicales de la Gran Vía tan de moda ahora: la música se hace en función de una trama ( no son canciones pegadas una tras otra). Vicky Peña pone los pelos de punta; los dúos son impecables; se te pasan las dos horas y pico volando. ¿Qué más se puede pedir?

    ResponderEliminar
  3. Anónimo22:28

    guo! Hola soy Alberto Trijueque de tercero, ya habia oido de este obra pero desde la pelicula de Tim Burton (Mi director favorito) supe de ella completamente, y tenerlo por seguro que ire a ver la obra, me encanta el teatro y prefiero ver a Sweeny que a un plagio de John travolta cantando Summer Nights jajajaja, no estoy diciendo que la de Grease sea mala, solo que mi madre me dio a elegir entre estas dos y vamos la eleccion segun mis gustos era facil, asique sin mas habladurias, HAY QUE IR A VERLA!!! WIII

    ResponderEliminar
  4. Estoy de acuerdo contigo, Alberto: no hay color. Espero que te guste (¡Está hasta el 7 de enero!) y que luego nos cuentes qué te ha parecido.

    ResponderEliminar
  5. Nuxiii20:37

    ¡Hola! Bueno yo vi la pelicula porque me gustan los musicales y ademas ya estoy un poco cansada de los que siempre tiene un final feliz y esta historia aunque sea un poco violenta y me refiero a eso de degoyar a las personas y hacer pasteles de carne con ellas, pero tambien trata del sufrimiento. Bueno no se si podre ir a verla pero desde luego me encantaria ¿por que no habreis dicho que hagamos una excursion para verla? pero bueno a ver si convenzo a mis padres para verla.

    Nos vemos por el instituto,un saludo.

    Emina (2ºA)

    ResponderEliminar